Ensayos

El fenómeno Wattpad


Por Manuela Pardo Caicedo

 

La invención del internet hacia finales del siglo pasado determinó un antes y un después en la cultura del libro y de los hábitos de lectura. Los millennials[1] nacidos bajo el dominio de las herramientas digitales y las plataformas de información se configuraron como lectores completamente distintos, con nuevas dinámicas de consumo de libros, lectura y creación.

En la última década el crecimiento de las redes sociales ha sido exponencial, hasta el punto que, al menos en nuestro contexto occidental, difícilmente un individuo no ha tenido cercanía con estas plataformas. De esta manera, existe una marcada diferencia entre los usuarios de internet de finales del XX, a los usuarios de internet del siglo XXI:

"Mientras que la antigua costumbre de navegar por internet tenía más que ver con visitar páginas y se basaba en una relación pasiva con este medio, la instauración de la Web 2.0 ha dotado a internet con un marcado sesgo relacional: la nueva Internet tiene que ver más con participar en comunidades y participar de forma activa". (Gil, Jiménez y Rodríguez. 2011. 20-21)

Bajo estos presupuestos de navegación de internet, surgen nuevas comunidades digitales. Wattpad es una aplicación y página web que nació en el 2003, pero fue hasta el año 2009 (luego del lanzamiento de la aplicación para iPhone) que empezó su auge. Wattpad es construida bajo un presupuesto muy sencillo, es una aplicación que fomenta la auto publicación y que funciona como plataforma para que cualquier persona, desde cualquier lugar del mundo, desde cualquier dispositivo, en cualquier momento, escriba, lea y comparta nuevas historias en la red. Así, los usuarios pueden crear y compartir cualquier tipo de contenido y otros usuarios, al mismo tiempo, pueden comentar, votar, suscribirse, crear listas de lectura y hasta denunciar las historias publicadas.

En el siguiente trabajo se hará una reflexión alrededor del fenómeno Wattpad poniendo especial atención a las denominadas fan fiction publicadas en el sitio web. Así se reflexionará sobre las nuevas dinámicas de producción de textos a partir de lo digital, la lectura, la creación, la publicación, el público lector y los presupuestos bajo los cuales se crean las comunidades en Wattpad. Para ampliar un poco la reflexión, hacia el final del texto se traerán a colación dos casos de novelas escritas en la plataforma: La saga After de la autora estadounidense Anna Todd y Mi hermanastro de la colombiana Daniela Cubides.

Inicialmente en esta reflexión será necesario hacer referencia al libro-objeto y a la transformación que ha tenido en la cultura millennial, sin embargo, vale la pena aclarar, que está reflexión estará basada principalmente en el público lector configurado por aplicaciones como Wattpad y dejará un poco de lado, los otros tipos de lectores juveniles que evidentemente existen actualmente..

Pensando en los presupuestos de Gregorio Weinberg en El libro en la cultura Latinoamericana, solo se puede hacer un estudio de la historia de nuestra cultura a partir de la historia del libro, de esta manera, resulta fundamental pensar de qué manera la transformación de la concepción del libro como objeto determina en gran medida los comportamientos lectores de los jóvenes en nuestra cultura; elemento que está determinado también por las nuevas dinámicas que impuso el internet y la era digital.

"El libro tiene un gran nivel de competencia en la captación del ocio. No debemos olvidar que nuestras generaciones leen, pero en otros formatos y soportes. El libro no tiene para ellos el valor simbólico-funcional que ha tenido para las generaciones anteriores: su exposición a la cultura del libro es radicalmente diferente". (Gil, Jiménez y Rodríguez. 2011. 27)

Los millennials, gracias a la aparición del internet y los computadores, han transformado las dinámicas bajo las cuales conciben el libro y bajo las cuales acceden a la información, a las historias, al mismo contacto entre sí. La progresiva “desaparición” del libro físico ha sido determinada precisamente por los nuevos formatos bajo los cuales existe el libro en el siglo XXI: para acceder a un PDF, por ejemplo, basta con un clic, elemento que resulta determinante en la misma actividad lectora, pues poco a poco se van eliminando practicas como ir a las librerías o a las bibliotecas, teniendo en cuenta que ya todos tienen acceso a dispositivos (computadores, tablets) que les permiten acceder más fácilmente a los libros digitales. Teniendo esto en cuenta sería un absurdo  pensar que la lectura ha desaparecido en los más jóvenes, mas vale la pena reflexionar sobre las nuevas dinámicas alrededor del libro objeto y de la lectura misma (no solo los comportamientos de lectura, sino los libros mismos que están naciendo de estas comunidades digitales).

Según Cavallo y Chartier en Historia de la lectura en el mundo occidental (hablando desde y del siglo XX) los jóvenes ya no leían de la misma manera o según el comportamiento tradicional de lectura: doblaban los libros, ponían los pies sobre la mesa, leían en sus camas o reclinados sobre una silla. Dando un paso adelante temporalmente, los millennials, que se relacionan con plataformas como Wattpad, ya ni siquiera leen con un libro físico en las manos: leen desde el celular, el iPad, la tablet o el computador (en la cama, en el bus, en clase, acostados, sentados, parados, en una fila, etc). Así, la sola existencia del libro ha cambiado y como se citó anteriormente, el libro físico ya no tiene un valor simbólico como podía tenerlo para las generaciones pasadas. Esto no necesariamente quiere decir que el libro desaparezca, pues es evidente que no, más implica una transformación en las dinámicas de lectura, en la concepción del libro y  en los modos de acceso a lo que se lee.

Plataformas como Wattpad, al mismo tiempo que han venido determinado la existencia del libro, han determinado también el comportamiento lector de sus usuarios. Como se dijo anteriormente los usuarios de la Web 2.0 más que usuarios pasivos, son usuarios activos que conforman comunidades y que están en búsqueda de participar activamente en las plataformas que usan. Así, por ejemplo, en Wattpad cada autor o autora de historias, crea una comunidad que comenta, comparte e incluso influye en la creación de las historias mismas. Además, la creación de comunidades no se enfrasca únicamente dentro de la plataforma Wattpad, la excede.

"Por primera vez, pues, el libro y la restante producción editorial encuentran que tienen una función con un público, real y potencial, que se alimenta de otras experiencias informativas y que ha adquirido otros medios de culturización, como los audiovisuales". (Cavallo y Chartier. 2001. 616)

Las comunidades lectoras juveniles, se alimentan de otras experiencias, sus identidades mismas están determinadas por otras experiencias informativas (música, telenovelas, películas, cantantes, grupos musicales). Para esta reflexión en particular, y para no ampliar demasiado este texto, se pondrá especial atención a las comunidades creadas por grupos musicales y la manera en que estás comunidades han estado generando contenido literario durante los últimos diez años en Wattpad.

Teniendo en cuenta lo anterior, un  joven del siglo XXI puede pertenecer a varias comunidades. Comunidades que al mismo tiempo se retroalimentan entre sí. Por ejemplo, existe un grupo de fans de una banda musical, a su vez este grupo de fans hace parte activa de la comunidad Wattpad. Al mismo tiempo el grupo de fans puede hacer parte de los seguidores de un autor o autora que se auto publica en la plataforma. Ese autor o autora puede ser a su vez fan del grupo musical del que son fans sus seguidores. Al mismo tiempo, suele pasar, que estos seguidores se configuran potencialmente como creadores de contenido a partir de la comunidad/comunidades a las que pertenecen y con las que tienen códigos comunes y así amplían su comunidad lectora:          

"Las herramientas digitales, las plataformas digitales de edición, favorecen y facilitan la posibilidad de que cualquiera de rienda suelta a esa legítima ambición creativa que posee, de ponerla a disposición de los demás, de difundirla y promocionarla, de comentarla y retocarla". (Gil, Jiménez y Rodríguez. 2011. 48)

De esta manera, se puede decir que se crea un campo cultural, no dependiente directamente de la lectura inicialmente, pero que posteriormente está configurando creadores y autores en el medio digital. Estos códigos comunes que comparten los lectores de historias (fan fictions) en Wattpad y seguidores de ciertos autores con intereses musicales e ídolos en común, están configurando un campo cultural importante para le era de lectores digitales de esta década. Este elemento, tal vez no tan evidente ahora, quedará más claro con los ejemplos de las dos autoras que se traerán a colación. Por ahora, la reflexión se enfocará en pensar el modo en que aparece la creación literaria a partir estas comunidades lectoras.

"A este nuevo lector y a sus innovadoras prácticas de lectura corresponde de alguna forma, en el ámbito del ciclo productivo del libro, otra figura anómala y potencialmente “anárquica”: la del escritor de consumo, que escribe textos de seudoliteratura, que reescribe textos de otros autores, que redacta novelas rosa o novelas negras, o recoge y transcribe noticias de periódicos; con frecuencia esta clase de escritor está condenado al anonimato y excluido de las redacciones de los periódicos".(Cavallo y Chartier. 2001. 623)

Según Cavallo y Chartier las nuevas dinámicas de lecturas de los jóvenes favorecen la creación del escritor de consumo. Este elemento estaría en concordancia con la opinión de Alejandro Parada quien afirma que uno de los síntomas de la posmodernidad es el pastiche: “El pastiche (término tomado de las artes visuales) es una copia de estilos individuales del pasado y travestidos como aparente novedad; además, intuye (o propicia) una actitud consciente o inconsciente hacia la copia vacía y la división de sus contenidos” (Parada. 2014. 6). Así, los escritores que se configuran a partir de estas comunidades lectoras posmodernas, como Wattpad, son escritores que basan su experiencia creativa en la repetición de modelos ajenos, pero, como se dijo anteriormente, son modelos que difícilmente vienen de la tradición literaria o más bien del canon, sino de todos los elementos que pueden componer el campo en el que se ubican, así, las historias, como las de Wattpad, se configuran como historias altamente influidas por canciones, telenovelas, películas, idealización de los ídolos que siguen, otras historias leídas en la misma plataforma, entre otras (aunque claro, esto no excluye que algún número de escritoras de la plataforma tenga una tradición lectora influida directamente por el canon). Más adelante se reflexionará sobre la afirmación de que son autores que quedarán condenados al anonimato, pues el internet y el fenómeno Wattpad, contradecirán está propuesta de Cavallo y Chartier y más aún la misma realidad vivida durante los últimos tres años en el mundo editorial.

Ahora, para entender de mejor manera los productos que crean estos creadores de contenido, será necesario tener claro que estas obras son resultado de un proceso de globalización inminente y necesariamente del mundo de consumo: “Thomas L. Friedman utiliza el concepto de “aplanadores” para referirse a una serie de parámetros generales que han determinado que el mundo se globalice de manera unívoca” (Gil, Jiménez y Rodríguez. 2011. 13). No existe forma de negar que los millennials se han configurado como parte de una cultura global, sus influencias están condicionadas por esos “aplanadores” de los que hablan Gil, Jiménez y Rodríguez. Esto permite varios elementos en la comunidad Wattpad: 1) Que exista una amplia recepción de un autor o autora, en cualquier lugar del mundo pues comparten códigos comunes, además del mismo campo cultural del que ya se ha hablado. 2) Que no existan visos culturales “autóctonos” muy determinados más allá de la lengua en que es escrita cierta obra y los elementos típicos del habla del lugar en que fue concebida. Elemento que de todos modos se pone en duda, teniendo en cuenta que la gran mayoría de obras famosas que influyen en la producción de otras, son leídas en traducciones, lo que incentiva un número de fans inmenso que habitan en cualquier continente y que no necesariamente encuentran elementos autóctonos de su cultura en las obras y aún así se apropian de ellas y las reproducen en su propia escritura.

El modo en que los millennials se aproximan a las historias es un elemento también importante en esta reflexión:

"Parce evidente que en el ámbito de las áreas culturalmente más avanzadas (EE UU y Europa) se va abriendo camino un modo de lectura de masas que algunos proponen expeditivamente que se defina como “posmoderno” y que se configura como “anárquico, egoísta y egocéntrico”, basado en un único imperativo: “leo lo que me parece” (Cavallo y Chartier.  2001. 615)

Si bien Cavallo y Chartier se refieren a un cambio en el modo de lectura en Estados Unidos y Europa, valdría la pena mencionar que este es un proceso que ya parece análogo al menos en toda américa y un proceso muy evidente en América Latina. Los lectores posmodernos, que basan sus lecturas mayoritariamente en el contenido publicado en Wattpad, son mucho menos consientes del canon, por lo que su elección queda restringida a un “zapping” entre las millones de historias publicadas en la plataforma:

El moderno consumismo líquido, propio de esta sociedad de consumo, se caracteriza, ante todo,  por una vivencia del significado del tiempo, de tal manera que toda vida “ahorista” tiende a ser vivida como vida “acelerada” (…) No existe la segunda oportunidad, sino una nueva y distinta. Se vive en el constante “reemplazo inmediato”. El síndrome consumista es Velocidad, exceso y desperdicio. (Gil, Jiménez y Rodríguez. 2011. 17)

Los nuevos lectores se configuran a su vez como consumidores,  resulta innegable que los millennials crecieron bajo los presupuestos del consumismo. Así su existencia está determinada por la creación de necesidades constante, el exceso y la necesidad de consumir historias confluye a su vez con la sobreproducción de historias y de publicaciones en la plataforma: “Quizás alguien, en algún lugar, en algún momento, crea que le puede interesar aquello que alguien hizo con mucha dedicación y esfuerzo, sin necesidad de que intermedien otros agentes más que el autor y el lector” (Gil, Jiménez y Rodríguez. 2011. 48). Es bajo esta dinámica que funciona Wattpad, todos quieren consumir, al mismo tiempo que todos quieren crear. Esto sumándose al hecho de que no existe un mediador más que el sitio web que es de acceso abierto. Así, no existe un limitante y el lector de Wattpad está casi diariamente en búsqueda de nuevas historias que consumir, acabando unas y reemplazándolas por otras. De allí, que esto se alinee con la “vida acelerada” que proponen Gil, Jiménez y Rodríguez, pues este tipo de lectores, más que detenerse en grandes historias o buscar historias “de calidad” quieren consumir más historias, y entre más historias lean, mejor.

Si algo ha quedado claro con las reflexiones hechas en las últimas páginas es que “Las nuevas formas de colonización del lector se alejan de los procedimientos tradicionales de la lectura de hace apenas unas pocas décadas.” (Parada. 2014. 9). Teniendo esta afirmación como fondo será necesario traer dos casos reales a colación.

Anna Todd es una escritora estadounidense de 27 años conocida por ser la autora de la trilogía mundialmente famosa y aclamada por la comunidad juvenil: After. Para resumir la anécdota, After es una historia de amor adolescente en que una joven llamada Tessa Young con una educación muy conservadora y aplicada para el estudio, ingresa a su primer año de universidad para estudiar literatura, en donde conoce al rebelde, tatuado y guapo Hardin Scott. Así inician una relación turbia en medio de una agitada vida universitaria, en la que los dos jóvenes se enamorarán perdidamente, pero tendrán que superar duras pruebas como la inseguridad de la protagonista y los cambios de humor y la violencia de Hardin. Finalmente, la saga culmina con un final feliz en el que los protagonistas deciden casarse en Las Vegas. A grandes rasgos no es una historia sumamente original, ni contiene elementos que pudieran ubicarla dentro de una gran literatura, sin embargo, es una obra sumamente importante para esta discusión y relevante dentro de la medio Wattpad.

After comenzó a publicarse en el año 2013 por Anna Todd bajo el pseudónimo de “imaginator1D” en la plataforma Wattpad. Ese mismo año, la publicación alcanzó más de un billón de visitas y leídas según la información suministrada por la aplicación. Ahora, entendiendo el contexto que ha guiado esta reflexión, habrá que entender varios elementos bajo los que se compuso esta obra.

 “El fenómeno de creación colectiva de contenidos que utiliza como punto de partida un personaje o una obra de ficción recibe el nombre de fan fiction, ficción creada por los seguidores” (Gil, Jiménez y Rodríguez. 2011. 51) After fue escrita como una fan fiction del grupo musical británico One Direction. Dentro de la novela, la protagonista conoce a los cinco integrantes del grupo musical, quienes en el universo narrativo, no son famosos, ni cantantes, ni británicos, sino estudiantes universitarios completamente normales, de hecho, Hardin, el protagonista, representa a Harry Styles (nombre original que llevaba el personaje en la versión publicada en Watpad), uno de los miembros más reconocidos del grupo musical.  

Si bien el fenómeno fan fiction es más conocido por historias que parten de otras historias y toman sus personajes para construir nuevos universos (como la saga 50 Sombras de Grey que se basó en el libro Crepúsculo), las fan fiction dedicadas y basadas en ídolos juveniles han adquirido más fuerza en los últimos 3 o 4 años.

Volviendo a After el hecho de que se configurara como una fan fiction determinó en gran medida las dinámicas bajo las cuales se generó su publico lector. Como bien se dijo anteriormente, estas comunidades digitales configuran al mismo tiempo un campo cultural, campo que en este caso era común para las fans de One Direction, las lectoras de Anna Todd y la misma autora. Así dentro de la historia existen guiños especiales sobre la personalidad de los personajes, sus actitudes, sus gustos, que solo podrían ser reconocidos por quienes hacen parte de la comunidad de fans de éstos ídolos juveniles, de allí, la gran acogida que tuvo en su momento la obra. Los capítulos se publicaban en el 2013 aproximadamente cada 2 días, algo parecido a una novela por entregas, que iba siendo escrita sobre la marcha. La autora, constantemente interactuaba dentro de la sección de comentarios con sus lectoras y escuchaba sus deseos sobre la historia, al mismo tiempo, en varias ocasiones, pedía disculpas por no publicar a tiempo o porque los capítulos fueran demasiado cortos o “mal escritos”. Esto en particular ya determina necesariamente una transformación no solo en las dinámicas de los lectores, sino en las dinámicas de creación misma.

Este texto no se propone plantear si la novela es, o no buena, o si está destinada, o no, a un público culto, pues ya esa sola reflexión sería muy amplia. Lo que sí se quiere determinar al menos, es que este tipo de escritura y de publicaciones en Wattpad están estimulando la lectura y escritura diaria de jóvenes. Ahora, además del proceso en la plataforma hay un elemento que sí es necesario traer a colación.

Para octubre del año 2014 After fue publicada en Colombia por la editorial Planeta, luego de ya haber sido publicada meses antes como libro físico en Estados Unidos. Anna fue contactada por el grupo Planeta e inmediatamente ella se lo comunicó a sus seguidores. Al poco tiempo, millones de ediciones ya estaban en las estanterías de las librerías de prácticamente todo el mundo, traducida a cientos de idiomas. La editorial claramente no necesito un estudio de mercadeo o de recepción en la población lectora, pues gracias a Wattpad, habían comprobado que la lectura masiva de la obra era evidente, así, solo bastó pagar la cantidad de los derechos de publicación a la autora y empezar a enriquecerse con las millonarias ganancias que producía y sigue produciendo la saga. De hecho, para promocionar el libro, el grupo Planeta organizó una gira de la escritora Anna Todd por todos los estados de Estados Unidos, España y por los principales países de América Latina, parada obligada claro: la Feria del Libro de Bogotá.

"Este proceso muestra una tendencia al control por parte de poderosos conglomerados europeos (…) es un reflejo de la estrategia y dinámica de los grupos de las telecomunicaciones a nivel mundial, que buscan fusiones entre las industrias de contenidos con las de redes informáticas". (Gutierrez Giraldo, Rafael. 2006. 43)

Pues si bien ha quedado claro que las dinámicas y la relación de los millennial con el libro-objeto ha cambiado, otra es la historia cuando uno de sus ídolos es publicado y publicitado por una multinacional como Planeta. Anna Todd creó una comunidad inmensa de lectoras y se convirtió, más que en una igual, en un modelo y en un ídolo. En general, desde una perspectiva muy personal y tentativa, se podría afirmar que en su mayoría, quienes compran los libros en físico, ya han leído la saga por medios digitales. Pero, de lo que vale la pena reflexionar en este sentido, es cómo los procesos editoriales también se han transformado y se han acomodado a partir de los fenómenos como Wattpad. Demuestra también de qué manera estas grandes editoriales están adueñándose, en parte, de los contenidos digitales y están aprovechando al máximo estas nuevas dinámicas de creación literaria y de los lectores en masa creados por este tipo de plataformas. De allí que se pueda contradecir, en parte, la afirmación de Cavallo y Chartier que afirmaba que estos creadores estarían condenados al anonimato, pues si algo ha demostrado la era digital, es que “cualquiera” puede adquirir popularidad muy rápidamente sin el esfuerzo que tal vez en el siglo pasado si podría implicar.

A su vez la popularidad de libros como After ha desarrollado un efecto tipo bola de nieve que va creciendo y arrastrando consigo cada vez más creadores y creaciones. Así, no es difícil entrar a Wattpad y encontrar nuevas publicaciones que parecen más un pastiche de After que una creación autónoma, esto aparece entonces como:

"Una manifestación potencial, de aquello que Roland Barthes anticipó en los años 70: el surgimiento de un lector que se convierte simultáneamente, en autor, en coautor o cogenerador de una obra que no puede reclamarse nunca enteramente original porque no es otra cosa que un cruce de influencia previas, un cruce de caminos o de sentidos que se aglutinan provisionalmente en una obra". (Gil, Jiménez y Rodríguez. 2011. 52)

Ahora, haciendo un acercamiento a Latinoamérica y a Colombia específicamente, se traerá a colación el caso del libro Mi hermanastro de la escritora bogotana de 18 años Daniela Cubides. La novela, también publicada en Wattpad inicialmente, trata la historia de “amor” y pasión entre Valerie y su hermanastro Nick y las múltiples situaciones que vivirán a partir de una noche de copas en que practicaron el juego “siete minutos en el cielo”. Del mismo modo que After la novela empezó a ser publicada por capítulos hacia marzo del 2013 y en muy poco tiempo obtuvo aproximadamente 21 millones de lecturas en la plataforma. Rápidamente la autora y el libro llamaron la atención de los ejecutivos del grupo editorial Planeta, quienes ya empezaban a ver en estos escritores juveniles, una mina de oro (si tenemos en cuenta que este grupo también se ha adueñado de la industria de los libros de youtubers). Así, en la feria del libro del 2015, Daniela Cubides fue presentada como la novedad literaria juvenil del momento y su libro se vendió hasta agotarse. Como punto curioso, Planeta organizó un encuentro público y un conversatorio entre Anna Todd y Daniela Cubides en la FILBO.

Este libro, a pesar de que no fue concebido como una fan fiction sí se ubica dentro del mismo campo cultural de éstas. Daniela Cubides, no es solo conocida por ser la autora de Mi hermanastro, sino por pertenecer al club de fans de One Direction en Colombia, sus primeras historias publicadas en la plataforma, fueron fan fictions del grupo musical y así empezó a configurar un publico lector común con el grupo de fans. Así, sus lectores y lectoras, que en parte tienen gran responsabilidad en la fama de Daniela, son los mismos lectores/consumidores de las fan fictions dedicadas al grupo musical como After.

Asimismo, un elemento a resaltar en esta obra, es la manera en que evidencia todos los rasgos de la globalización y la cultura global.  Mi hermanastro es una historia que podría haber sido situada en cualquier lugar del mundo, a pesar de que Daniela es una escritora local, es evidente que “Valerie” y “Nick” no son nombres muy comunes en la tierras colombianas. Asimismo en la novela, se pueden encontrar múltiples elementos existentes en otras fan fictions colgadas en Wattpad. Una vez más resulta difícil delimitar los limites entre lo que es propio de la autora y lo que es propio más bien del campo cultural en que se mueve, elemento que hace reflexionar también sobre lo que se denomina propiedad intelectual en este medio.

La reflexión alrededor sobre si estas obras son, productos editoriales, o no, está abierta, pues si bien ambos libros han sido publicados por el Grupo Planeta, inicialmente surgieron de un ejercicio de auto publicación en Wattpad sin editores, ni intermediarios entre las autoras y su público. Y aún así, sin esta intermediación alcanzaron niveles de lectura altísimos y configuraron un publico lector que participaba activamente en la construcción y  divulgación de las historias, en este caso, no se puede hablar de que hayan recibido fama a partir de una empresa editorial que las publicó, o que hayan tenido que vivir lo que muchos autores viven de tener que estar repartiendo manuscritos en distintas editoriales. El intermediario entonces entre autor y editorial, aparece siendo el mismo Wattpad y el internet, dinámica completamente revolucionaria.

Son muchas las preguntas y reflexiones que deja el fenómeno Wattpad aquí planteado: “No quedará más remedio, sin duda, que repensar algunas de nuestras categorías tradicionales, asociadas al fenómeno creativo, al menos, al copyright, a la autoría, el concepto de obra cerrada y autosuficiente, a la vigencia del discurso lineal” (Gil, Jiménez y Rodríguez. 2011. 60).

Además queda abierta la discusión alrededor de la calidad de las obras, por ejemplo, luego del auge del libro de Daniela Cubides en la feria del libro del 2015, la columnista y escritora Yolanda Ruíz publicó una artículo en el tiempo (muy compartido y alabado por la comunidad universitaria y por los estudiantes del departamento de literatura de la Universidad Nacional), criticando fuertemente la novela Mi hermanastro y a la misma autora, lanzando esta afirmación final:

Ante la ausencia de escuela, de oficio y de crítica, el mercado editorial “descubrió” a estos jóvenes, para vender sus cuartos de hora y desecharlos después, como mangos en cosecha. “Hola, Dani, he estado leyendo tu libro... Espero que tengas tanto éxito como Gabo”, le dice una fan a la autora, y seguro ella piensa que Gabo no ha sido descargado tantos millones de veces. (Ruiz, Yolanda. 2015)

Es difícil entrar a establecer juicios de valor tan fuertes sobre una obra tan aclamada por el público juvenil o sobre una autora tan joven, no quiere decir esto que no deba, ni pueda hacerse, más si abre una discusión alrededor de la lectura en los jóvenes. Pues si bien no hay algún conocedor de literatura que prefiera obras como Mi hermanastro frente a autores prolíficos como Gabriel García Márquez, la era digital y fenómenos Wattpad permitirán entender que lectores masivos como los que configura esta plataforma virtual, difícilmente se acercan a obras que pertenezcan al canon y más bien, prefieren ser consumidores impulsivos de todo lo que encuentren en las redes y que hacen parte de su campo cultural. Responder si esto está bien o mal, no es el propósito de este ensayo, ni es una pregunta que busca responderse. Mas sí queda el interrogante ¿Qué preferimos? Que jóvenes que jamás habrían leído por su cuenta ningún autor, ¿lean fan fictions masivamente ó que no lean en absoluto?

Finalmente, lo que sí queda claro con esta reflexión sobre el fenómeno Wattpad es que: “La web nos convierte a todos en editores; la web convierte a la edición en el canal y el medio a través del cual se combinan viejas ideas, se crean algunas nuevas, se expanden en un espacio inabarcable” (Gil, Jiménez y Rodríguez. 2011. 92).

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Bibliografía

 

 

 

[1] La Generación Millennials define a los nacidos entre 1981 y 1995, jóvenes entre 20 y 35 años que se hicieron adultos con el cambio de milenio.